Sida para que no haya canción

Debería estar durmiendo ya, pero vengo de una cena en la que me han puesto una paella de la cual me he puesto dos platos (del jamón y el guacamole de antes hablamos otro día).

Y como no me duermo me pongo un disco de José González y escribo.

El sábado pasado hice algo que no me atrevía a hacer desde los 13 años. ¿Pajearme con un catálogo de ropa de baño de Hipercor? No, celebrar mi cumpleaños. Fue una celebración triple que se llevó a cabo en mi antiguo y querido piso de la calle Alamo junto a Jorge Alvariño y a Mireia Pérez.

alamocumple

“Rafa cabrón, no me avisaste” diréis no sin razón algunos allegados. Al ser una convocatoria triple y yo no ser habitante del piso anymore tuve que contenerme un poco con el número de invitados, en cualquier caso me he animado para el año que viene volver a hacerlo así que habrá mayor organización. A los que vinísteis… GRACIAS. Me dan ganas de celebrar hasta el santo.

Mañana me voy a Murcia con el Fortis y nuestro antiguo director creativo José Luis Moro aka Pingüi. Los de la agencia de Turismo de Murcia (creo) han elegido a unos cuantos directores creativos (me parece) para que vayan a hacer un trabajo (dicen). Todo bajo control.

Sigo con la barriga llena pero me voy a dormir. Dios, yo que hace unos años me cenaba dos Whopper.

Antes de irme una canción, una poesía, un canto a la vida, un guiño, un viaje al futuro, una patada en los cojones. Todo eso y más es la obra de Magdalena de la Fuente.

Anuncios

2 pensamientos en “Sida para que no haya canción

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s